ABC EL Islam Página Principal

El Islam en unas líneas
¿Por qué creemos en el Islam?

L
as Dos Testificiones Son El Llamamiento De Mois
és, Jesús y Mohammad
¿
Cómo hacerte musulmán?
ABC El Islam

Introducción
Sumario de argumentos
*#1 *#2
*#3 *#4
*#5 *#6 *#7 *#8 
*#9 *#10 *#11 *#12 
*#13 *#14 *#15 *#16 
*#17 *#18 *#19 *
#20
Conclusión

 

14) El mundo de los animales:

 

Las últimas investigaciones realizadas demuestran la gran variedad existente de      animales que los científicos clasifican en familias, razas, clases y tipos, cada familia   tiene sus propios vínculos, hábitos y lenguas exactamente como el ser humano según        dice el Corán: “No hay criatura de la tierra ni ave que con sus alas vuele que no forme comunidades parecidas a las vuestras.” Al-An'âm (Los Rebaños, Sura 6: Aleya  38).

 

Quien observa el comportamiento de los animales, aves, peces e insectos; su            interacción con el medio ambiente sus luchas y conductas comprobará la veracidad de           los siguientes versículos: “que ha creado y ha conformado, que ha decretado y ha      encaminado » Al-A'lâ (El Altísimo, Sura 87: Aleya 2-3). “Dijo: Nuestro Señor es Aquel que ha dado a cada cosa su creación y luego la ha encaminado.” Tâ-Ha (Sura 20: Aleya 50). Y también cuando habló de las abejas: “Y tu Señor le inspiró a la abeja: Toma en las montañas morada y en los árboles y en lo que construyen. Luego, come de todo tipo de frutos y ve por los senderos de tu Señor dócilmente.” An·nahl (Las Abejas, Sura 16: Aleyas 68-69).    

                      

El agua es un elemento vital para todos los organismos animales y vegetales incluso los organismos microscópicos, hecho que el Corán dijo hace siglos: Y Al∙lâh  creó todo ser vivo a partir de agua;” An·nûr (La Luz, 24: versículo 45). “¿Y que hemos hecho a partir del agua toda cosa viviente?” Al-Anbiyâ´ (Los Profetas, 21: versículo 30).

               

El Corán describió con exactitud el mecanismo de la formación de la leche en las vacas ya que su comida se convierte en: sangre en las venas, leche en su vientre y          excrementos: “Y por cierto que en los animales de rebaño tenéis un ejemplo.
            Os damos de beber de lo que hay en sus vientres, entre quimo y sangre: una leche pura,             fácil de ingerir para quien la bebe.”
An·nahl (Las Abejas, 16: versículo 66).